Refrescante, deliciosa y encima saludable. El melón tiene grandes beneficios para el cuerpo, una fruta rica y que nos ayuda a mantener la línea ya que a pesar de lo dulce y sabrosa que es apenas aporta calorías.

A continuación detallamos los 7 beneficios más destacados del melón:

Leer más


  • Vitamina A.
    El melón es una fruta muy rica en Vitamina A gracias a su enorme cantidad de betacarotenos, que una vez ingeridos se convierten en vitamina A, uno de los mejores antioxidantes que nos pueden ayudar a prevenir un montón de enfermedades. Los melones que más betacarotenos contienen son los de carne anaranjada.

  • Vitamina C.
    Aunque en menor medida, el melón también contiene vitamina C, otro antioxidante ideal para propiciar la formación de colágeno y regenerar tejidos.

Te puede interesar: Grandes razones para comer fresas.


  • Vitaminas del grupo B
    . Comer melón nos aportará importantes vitaminas como la B6, que es esencial para regular el sistema nervioso y que en cantidades escasas puede producir problemas de sueño, debilidad muscular, nerviosismo. También vitamina B3, que ayuda a controlar el colesterol y a lucir una piel estupenda.

  • Dulce y bajo en calorías. 
    Atención golosos del mundo, el melón tiene tan pocas calorías que podéis aliviar el antojo de dulces comiendo melón y sin miedo a engordar. Se estima que por cada 100 gramos contiene entre 20 ó 30 calorías, así que resulta perfecto para desayunar, después de comer, para merendar…cuando os apetezca. Es una manera de mantener los niveles de azúcar en sangre controlados, reduciendo la sensación de hambre y evitando que comamos otros alimentos menos saludables.

  • Piel reluciente.
    Otro de los beneficios del melón es que previene la aparición de manchas en la piel gracias a que contribuye a eliminar toxinas que pueden ser las causantes de estas manchas.

Te puede interesar: Vitamina C para una piel radiante.


  • Purificador
    . El melón es diurético y actúa también como un suave laxante eliminando esas toxinas de las que os hablábamos. Así comer melón nos ayudará a estar limpios por dentro disminuyendo los excesos de acidez y toxinas en general y aportando al cuerpo gran cantidad de agua (el 90% de su composición es agua).

  • Protege tu corazón.
    Es rico en licopeno, un pigmento que reduce el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares y la presión arterial.

Además de comer el melón solo para merendar o como tentempié, son habituales los platos de melón con proteínas, como el conocido melón con jamón, o acompañando carnes magras. Le da un toque refrescante y ayuda a estimular algunas hormonas que facilitan la digestión. Macedonias, sopas, en bolitas para la ensalada… Usa tu imaginación y acompaña tus platos de melón, lo notarás y tu cuerpo lo agradecerá.

Ocultar


Lorena Pérez

Lorena Pérez

Licenciada en Periodismo, lleva diez años escribiendo en distintos medios sobre salud, ocio y cine. Aficionada a la buena cocina y la buena comida (sólo si es sin gluten), deportista y cinéfila sin remedio, se acerca al mundo de la salud desde un punto de vista amable y riguroso, con el objetivo de mejorar la calidad de vida de los lectores de Knowi.