Lo más importante a tener en cuenta de cara a tomar el sol es la protección. La única manera de no quemarnos es conocer las pautas fundamentales para utilizar la protección solar. Si aún así, nos quemamos debemos actuar rápido para aliviar el dolor y los daños causados en la piel.

La exposición solar siempre ha de ser responsable, ya que el sol puede causar daños graves en nuestra piel y además esos daños se acumulan, ya que la piel tiene memoria. En Knowi hemos tratado en numerosas ocasiones el tema de la protección solar y la protección solar para niños y pieles sensibles, a la que aún hay que prestar más atención.

Leer más

Ahora bien, si a pesar de tomar las precauciones fundamentales, el sol consigue quemarnos, debemos tener en cuenta estos consejos para tratar de aliviar las consecuencias de la quemadura del sol.

 

Te puede interesar: Cómo proteger a los bebés del sol 

 

-Lo primero que debemos hacer es bajar la temperatura corporal. La zona quemada además de estar roja e inflamada, estará caliente, así que aplicar frío, bien sea mediante una ducha u otro procedimiento, es recomendable, aunque no se debe hacer de forma abrupta sino progresivamente.

-En el caso de que la quemadura solar haya provocado ampollas, éstas no deben explotarse, sino que deberán quedar al aire libre o protegerse con una gasa.

quemadura solar

-Trataremos de no rascarnos la zona quemada porque ello la inflamaría aún más y necesitamos bajar la inflamación.

-Si la quemadura es grave, lo  más recomendable es acudir al especialista para que éste nos aconseje en caso de que sea necesario algún tipo de antiinflamatorio oral para tratar de bajar la inflamación de la quemadura.

-Es fundamental también hidratar la piel, después de haber conseguido bajar la temperatura, con aftersun y productos hidratantes. El aftersun suele llevar sustancias que ayudarán a reducir la inflamación y a calmar la piel. Por otro lado también es importante hidratar la piel, ya que necesitaremos agua.

-El aloe vera, la vitamina E, y la lavanda, son algunos de los productos adecuados para nuestra piel tras una quemadura solar.

-Si después de unos días, no conseguimos eliminar las molestias y la piel sigue inflamada, es fundamental acudir al especialista para que nos ofrezca otro tipo de solución. En algunas ocasiones, cuando las quemaduras solares son graves, se recurre incluso a cremas con corticoides.

Ocultar


Lorena Pérez

Lorena Pérez

Licenciada en Periodismo, lleva diez años escribiendo en distintos medios sobre salud, ocio y cine. Aficionada a la buena cocina y la buena comida (sólo si es sin gluten), deportista y cinéfila sin remedio, se acerca al mundo de la salud desde un punto de vista amable y riguroso, con el objetivo de mejorar la calidad de vida de los lectores de Knowi.