Los dolores de espalda son cada día más comunes en la sociedad actual. El estrés, las largas jornadas laborales y en general las malas posturas hacen que las lesiones sean frecuentes y una de las causas de absentismo laboral más comunes. La higiene postural y el pilates pueden ser nuestros grandes aliados.

Según la última Encuesta Europea de Salud, en España 9,8 millone s de personas sufren dolor cervical o lumbar. Lo que se traduce en importantes molestias físicas como dolor en la zona afectada, dolores de cabeza, de cuello, mareos, rigidez, inestabilidad, etc. Las molestias de espalda son una de las principales causas de baja laboral y la segunda causa de consulta médica. Debido a estos dolores, las personas que padecen de la espalda no pueden llevar una vida del todo normal lo que reduce su autonomía y su autoestima, según la primera investigación cualitativa con pacientes españoles con dolencias de espalda, realizada por la Red Española de Investigadores en Dolencias de Espalda y financiada por la Fundación Kovacs.

Los pacientes se sienten incomprendidos, detectan que las personas de su entorno no son conscientes de su sufrimiento y limitaciones por lo que las consideran seres débiles. Los pacientes crónicos acuden a muchos médicos, tanto públicos como privados, y suelen recibir tratamientos y recomendaciones contradictorias, aumentando su desconfianza y su confusión. Son algunas de las declaraciones recogidas por la investigación que ha contado con pacientes subagudos y crónicos de lumbalgia tanto del sistema público como privado y cuyos resultados acaban de ser publicados en la revista Disability and Rehabilitation.

Cada paciente es un mundo y necesitará un tratamiento y un seguimiento diferente, pero los expertos recomiendan ciertas prácticas que sirven como método preventivo y como complemento a ciertos tratamientos.  Mientras el médico no recomiende lo contrario, hacer ejercicio será beneficioso para la salud de nuestra espalda. Voleibol, natación y el pilates son actividades que nos ayudarán a fortalecer los músculos de la espalda y que recomiendan los especialistas.

Pilates

El objetivo del pilates es mejorar la articulación de nuestra espalda y la extensión de la columna. Se trata de un entrenamiento físico y mental cuyos beneficios son múltiples: aumenta los niveles de energía, mejora la autoestima, mejora la tonificación muscular, ayuda a quemar calorías, mejora la flexibilidad, ayuda a prevenir dolores musculares, corrige las malas posturas corporales y contribuye a aliviar los dolores de espalda.

Además hay una serie de nociones básicas que forman parte de la llamada higiene postural que ayudan a prevenir y paliar estos dolores. Dormir boca arriba o ligeramente de costado, al estar de pie tener siempre un pie más adelantado que el otro y cambiar a menudo de posición, al cargar peso doblar las rodillas y no la espalda; al estar sentado mantener la columna erguida y alineada con las plantas de los pies apoyadas en el suelo y las rodillas en ángulo recto.


Lorena Pérez

Lorena Pérez

Licenciada en Periodismo, lleva diez años escribiendo en distintos medios sobre salud, ocio y cine. Aficionada a la buena cocina y la buena comida (sólo si es sin gluten), deportista y cinéfila sin remedio, se acerca al mundo de la salud desde un punto de vista amable y riguroso, con el objetivo de mejorar la calidad de vida de los lectores de Knowi.