El estreñimiento es un problema crónico e incómodo para muchas personas. Algunas encuestas muestran que es dos veces más común en las mujeres que en los hombres, pero esto puede ser a causa de que las mujeres están más dispuestas a admitir que lo padecen.

Casi todos estamos familiarizados con los síntomas: inflamación abdominal, esfuerzo al evacuar y heces duras. Sin embargo, la mayoría de nosotros no sabemos en realidad con qué frecuencia debemos ir al baño. Según los expertos, uno no debe preocuparse si va cada dos días y su pareja o su hermano van dos veces por día; ambos patrones están bien. “Ir al baño a evacuar entre tres veces por semana y tres veces por día es normal”, dice el doctor John Marshall, profesor adjunto de Medicina en la Universidad McMaster, en Hamilton, Canadá. Lo que importa es si los movimientos intestinales son suaves y no requieren esfuerzo, lo cual puede causar hemorroides.

Causas comunes y los mejores remedios

Por lo general, el estreñimiento se debe a factores de estilo de vida, como no consumir suficiente fibra, no tomar cantidad adecuada de líquidos y no hacer ejercicio con frecuencia, así como problemas de salud mental como el estrés, la depresión y la ansiedad. Se cree que la genética también tiene una influencia en esta afección, aunque menor. Ciertos medicamentos pueden provocar estreñimiento al igual que los complementos alimenticios de calcio y hierro también pueden causar estreñimiento.

Durante el viaje

Los nervios del viaje, las prisas y los preparativos pueden provocar estreñimiento. Al cambiar el lugar y los hábitos, la alimentación, el horario, el agua y el clima algunas personas necesitan un tiempo de adaptación. Es importante llevar un botiquín de viaje para casos de emergencia. Pero más importante todavía es controlar las comidas y mantener una dieta rica en fibra. Para ello es aconsejable comer alimentos como acelgas, espinacas, kiwis, ciruelas, cereales integrales y beber mucha agua, zumo e infusiones. Es aconsejable pedir platos con frutas y verduras en los restaurantes mientras se está de viaje, algo que no es muy apetecible en vacaciones, así que intenta hacerlo para desayunar.

La falta de actividad física también es una de las principales causas. Por eso, si se va de viaje, es aconsejable llevar ropa y calzado deportivo para realizar un poco de ejercicio, aunque cueste…y no olvidar que la falta de agua es sin duda una de las causas más comunes. Es recomendable beber al menos un litro y medio de agua al día, y en verano más. El agua ayuda a evitar el estreñimiento con una defecación más blanda.

Otra de las causas es la demora de la defecación. Es importante hacerlo siempre que el cuerpo lo requiera, no hay que esperar a un horario o lugar en concreto. Para evitar el estreñimiento puedes probar con reguladores intestinales naturales, pregunta en tu herbolario. El estreñimiento no es un problema grave, si no persiste durante mucho tiempo, pero si muy engorroso, y más en vacaciones.