Tag "Calor"

El mito del corte de digestión

Después de comer hay que esperar dos horas para darse un baño. Hemos escuchado esta frase desde que tenemos uso de razón, es una especie de frase tradicional que ha pasado de padres a hijos a través de muchas generaciones. Pero ¿qué hay de cierto en ello? En estas fechas, más que de corte de digestión, tenemos que hablar de shock termodiferencial.

Cinco claves en hidratación

Las altas temperaturas del verano se acercan y requieren una mayor hidratación especialmente en aquellas personas que pertenezcan a grupos de mayor riesgo como los ancianos y los niños. El Consejo General de Colegios Oficiales de Farmaceúticos ha lanzado una vez más su campaña de hidratación bajo el lema “Cinco claves en hidratación”. Consejos sencillos y útiles para disfrutar al máximo del verano.

Cocinar, evita los riesgos de la contaminación cruzada

La contaminación cruzada es uno de las causas más frecuentes de intoxicaciones e infecciones alimentarias en las cocinas. Se trata de la transmisión de microorganismos de un alimento contaminado, normalmente crudo, a otro que ya está cocinado. Una vez servido ya no hay marcha atrás. Y si hablamos de contaminación cruzada relacionada con intolerancias alimentarias, los riesgos se multiplican al igual que las posibilidades de que se produzca.

21 grados, temperatura máxima para poder dormir bien

La temperatura externa que el cuerpo necesita para dormir bien es aproximadamente 21ºC; por encima o por debajo de estos grados ya no se duerme bien. “Con el aumento de la temperatura ambiente, se produce una hiperactivación del metabolismo motivada por el esfuerzo corporal de mantener la temperatura interior acorde con la exterior, lo que tiene consecuencias cerebrales”, asegura el doctor José Antonio López Rodríguez, vicepresidente de la Asociación Española de Psiquiatría Privada (ASEPP). “Al estar más activo, aparecen síntomas como irritación, nerviosismo y los temidos trastornos del sueño.”

Precauciones contra el golpe de calor

Se acerca el verano y llegan los días más torridos del año, en los que puede producirse el conocido “golpe de calor”. Éste tiene lugar cuando la temperatura se eleva, y suele darse más a menudo en individuos con características personales (ancianos, niños, pacientes crónicos…) u otras características relacionadas con su profesión o situación vital (exclusión social). En los días más calurosos hay que extremar precauciones, porque cualquiera puede ser víctima de un golpe de calor.