El limón es una fruta cargada de propiedades y con una gran cantidad de propiedades beneficiosas para nuestra salud. Quizás tomarlo a cucharadas o a mordiscos no es lo más agradable del mundo, pero hay otras maneras de consumirlo que resultan igual de positivas para nuestro organismo.

A continuación os dejamos las propiedades del limón.

Propiedades del limón

-Aporte extra para nuestras defensas. Gracias a la gran cantidad de vitamina C que contiene es perfecto para reforzar nuestras defensas y contribuir así a prevenir la aparición de una importante cantidad de problemas.

-Aliado contra resfriados y gripes. El limón nos ayuda a combatir los resfriados y los síntomas de la gripe. Un jugo de limón acompañado de una cucharada de miel, aliviará los síntomas de una congestión.

-Ayuda digestiva. Un vasito de agua (no muy fría) con unas gotitas de limón en ayunas ayuda a limpiar y activar el intestino y los expertos señalan que también ayuda a limpiar el hígado.

-Estupendo para la vesícula. Al igual que para el hígado como ya hemos explicado. Los expertos señalan que el jugo de limón, junto a un vasito de aceite de oliva contribuye a eliminar piedras tanto del hígado como de la vesícula.

-Alergias. El limón contiene una gran cantidad de hesperetina que baja el nivel de azúcar en sangre y ayuda a aliviar los síntomas de las alergias. Para estos casos recomiendan tomarlo en zumo.

-Compañero de excursiones. En toda mochila de excursionistas debe haber un par de limones para curar y aliviar todo tipo de heridas ya que ayuda a cicatrizarlas.